Nacionalismo revolucionario y nacionalismo reaccionario

En los fragmentos de esta entrevista* a Huey P. Newton (1942-1989), histórico líder de las Panteras Negras, encontramos un material político que no ha perdido actualidad y que sigue conservando la frescura analítica del momento en el que fueron recogidas sus palabras por Joe Blum, redactor jefe de Movement, en 1968. Palabras de Huey Newton que dan testimonio del momento en el que la lucha de liberación de los negros en EE.UU. se universaliza como lucha de liberación anticolonial, al mismo nivel que las luchas de liberación que se fraguaban en diversas partes del mundo en los años 60 y 70.   

El nacionalismo y los reduccionismos políticos

Resulta de enorme importancia saber distinguir entre el nacionalismo revolucionario y el nacionalismo reaccionario, diferencia que consigue explicar, con gran brillantez, Huey P. Newton. Una aclaración que resulta pertinente, teniendo en cuenta que, muchas veces, nos encontramos con cierto reduccionismo político que trata de leer el nacionalismo como si fuera un fenómeno necesariamente reaccionario. Esta lectura -alimentada por la intelligentsia colonialista- no es nada inocente, puesto que pretende omitir la histórica imbricación de la lucha de clases y la lucha de liberación nacional en las naciones oprimidas y en las colonias.

Otro de los elementos del texto que nos resulta especialmente interesante es que se advierta sobre el nacionalismo cultural. Un tipo de nacionalismo que da centralidad a los sentimientos identitarios y que, por el contrario, es incapaz por sí mismo de promover la emancipación nacional de los pueblos oprimidos. Incluso -demasiadas veces- los militantes de ese nacionalismo cultural pueden terminar travestidos de nacionalistas reaccionarios, al olvidar y desdeñar aspectos esenciales de la liberación real de los pueblos, y no entender que esa lucha debe ser, fundamentalmente, una contienda anticapitalista.  

 

Nacionalismo revolucionario y nacionalismo reaccionario

Hay dos tipos de nacionalismo, el nacionalismo revolucionario y el nacionalismo reaccionario. El nacionalismo revolucionario depende primero de la existencia de una revolución popular cuya meta sea la de dar el poder al pueblo. Por lo tanto, para ser un nacionalista revolucionario tienes que ser necesariamente socialista. Si eres un nacionalista reaccionario no eres socialista, y tu objetivo es la opresión del pueblo.

El nacionalismo cultural, o nacionalismo de la chuleta de cochino, como yo le llamo algunas veces, consiste fundamentalmente en el problema de tener una perspectiva política errónea. Parece una reacción en vez de una respuesta a la opresión política. Los nacionalistas culturales se preocupan de volver a la vieja cultura africana y de reconquistar de este modo su identidad y su libertad. En otras palabras, creen que la cultura africana les proporcionará de inmediato la libertad política. Muchas veces, los nacionalistas culturales se transforman en auténticos nacionalistas reaccionarios.

El partido de los Panteras Negras, que es un grupo revolucionario del pueblo negro, se da cuenta de que tenemos una identidad. Debemos tomar en cuenta nuestra herencia negra para cobrar fuerzas, movernos y progresar. Pero en cuanto al retorno a la vieja cultura africana, es innecesario y en muchos aspectos nada beneficioso. Creemos que la cultura sin más no nos va a liberar. Necesitamos para ellos algo más consistente.

El partido de los Panteras Negras es un grupo nacionalista revolucionario, que ve una gran contradicción entre el capitalismo de este país y nuestros propios intereses. Nos damos cuenta de que este país se enriqueció con la esclavitud, y de que ésta no es sino el capitalismo llevado a sus máximas consecuencias. Tenemos que luchar contra dos males, contra el capitalismo y el racismo. Debemos destruirlos a ambos.

 

Huey P. Newton 

*Pueden encontrar la entrevista completa en Textos de la nueva izquierda, Castellote, Madrid, 1976 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×