Santa Lucía, paradigma de la insostenibilidad (I). Fracaso total en Feria de Navidad-Reyes, crisis social y desvergüenza municipal

Con este artículo, dedicado a la Feria de Navidad y Reyes, abrimos una serie dedicada al ayuntamiento de Santa Lucía de Tirajana, como paradigma de la Insostenibilidad ecológica, económica y social. Santa Lucía es un ejemplo manifiesto de lo que está pasando en otros municipios de Canarias

Si hay un termómetro para medir el grado de salud socioeconómica del Municipio y la comarca del sureste de Gran Canaria en el final del año 2020 es, sin duda, el mercadillo navideño. Como estrepitoso fracaso ha sido calificado por los artesanos de forma rotunda y concluyente. La caída de ventas respecto a la misma feria de Navidad 2019, ha sido de al menos del 90 %.

La avenida de Canarias, en su parte peatonal, desde la extinta gasolinera DISA hasta el hotel Avenida, ha sido el lugar de emplazamiento de este año, donde todos los artesanos, sin excepción, han visto cómo sus ventas han sido ridículas, cuando no de auténtica pena durante las largas horas de cada día, de 10 de la mañana a 9 de la noche. Cada día han visto frustradas sus esperanzas tras este año caótico, donde se han suspendido la mayoría de ferias y mercadillos.

“Vemos cómo los paseantes hacen eso, solo pasear, y no se paran ni a mirar y mucho menos preguntan precios, y eso que hemos rebajado más del 75% nuestras creaciones”.

Según los comerciantes de las tiendas de la misma Avda. de Canarias y aledaños, a excepción de cafeterías y farmacias, nos dicen, que han corrido la misma suerte. Las artesanos y comerciantes, a pie de calle, han sido testigo de que la inmensa mayoría de paseantes lo hacían sin bolsas, prueba de la ausencia de compras. En el momento de redactar la noticia a pie de Stands de los artesanos, en hora punta de afluencia de visitantes: 19:30 de la tarde del sábado 26 de diciembre, la afluencia de paseantes es máxima, no solo de vecinos de la zona, sino del sureste de Gran Canaria en general. Los posibles clientes “solo miran y ni siquiera preguntan los precios, lo que indica la poca intención de comprar”, afirman los artesanos, y lo que finalmente termina ocurriendo.

Pero las ventas, o mejor dicho la ausencia de ventas, es la misma en todos los stands de la Feria, lo que confirma la situación desastrosa de la economía por la crisis sobre el turismo, producida a su vez por la pandemia del coronavirus. Sobre todo, por la debilidad de una economía de ningún modo diversificada. A pesar de tantos años atrás hablando y debatiendo en los medios, nunca en los estamentos con poder, de la necesidad de una economía más plural y mucho menos dependiente del turismo. Nunca fue tan imprescindible, vista la crisis que estamos viviendo actualmente, de un “Análisis y Debate en profundidad” y la adopción de medidas urgentes, preventivas, coyunturales y estructurales sobre la economía de Canarias.

Mientras tanto, el gobierno municipal de coalición Fortaleza, Nueva Canarias y P. Popular, ha aprobado en su último pleno del año 2020, medio millón de euros en ayudas para los autónomos y comerciantes del municipio. Esta mísera cantidad de euros para ayudas contrasta con la vergonzante cantidad de un millón de euros que se embolsan anualmente los 16 miembros de la coalición de gobierno más 9 cargos de confianza. En total 25 personas, alcalde más 15 concejales y 9 cargos elegidos a dedo, de confianza o libre designación como se hacen llamar y sin méritos conocidos o “sí”, se llevan para sus bolsillos y cuentas bancarias, sin incluir por supuesto en esta cuantía las dietas, 1.000.730,00 Euros, según el portal de transparencia del Ayuntamiento.

Medio millón de euros para ayudas a todos los empresarios y autónomos, contrasta con más de 1 millón de euros que cobran anualmente los 16 miembros del grupo de gobierno más nueve cargos de confianza.

El hecho de que sepamos en los últimos años lo que cobran estos señores y señoras por medio del portal de transparencia, no hace menos vergonzante el dineral que “se hacen ganar” porque ellos se ponen el sueldo. Con referencia al presupuesto total de 2019 con 56.475.612,34 de euros, el porcentaje es que estos 25 individuos se llevan de 1,771% (casi un 2%) del presupuesto total del Ayuntamiento. Sobre el porcentaje del presupuesto dedicado a personal, que fue del 53 %, siendo de 29.932.074, (casi treinta millones de euros), del 100% del presupuesto de personal, el 3,343% del de (29.932.074 de Euros) se reparten entre solo 25 personas, 1.000.730,00 euros, nada más y nada menos.

Que poco cuesta repartirse el dinero público entre unos pocos, mientras la inmensa mayoría de la ciudadanía está pasando auténtica miseria y penalidades para simplemente sobrevivir. Mientras los ciudadanos pagan hasta 700 euros de impuestos por una vivienda, IBI, porque tuvieron la “desgracia” de poder construirse una casa con garaje, no usándolo para negocio alguno. Una de las tasas más injustas donde las haya, y que no es por servicio alguno recibido.

Eduardo D. Rodríguez

Publicado originalmente en canariasdecolonial.com




Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×