Los trabajadores sociales plantean crear una Fiscalía Especial del Mayor

El colectivo reivindica una “vulneración sistemática” de los derechos fundamentales de los pacientes

Solicitaron una mayor celeridad en los procedimientos de la Ley de Dependencia y una mayor coordinación interinstitucional

El Diputado del Común, Rafael Yanes, y el adjunto primero, Felipe Afonso, se reunieron con trabajadores sociales de distintas clínicas concertadas de Gran Canaria, entre las que asistieron representantes de Hospitén Roca, de la Clínica Cajal y de los Hospitales de San Roque Maspalomas, San José y Ciudad de Telde.

El colectivo trasladó los obstáculos detectados en el ámbito hospitalario para el desempeño de su profesión, y urgieron a dar visibilidad a la “vulneración de derechos” de las personas hospitalizadas en estos centros, ante una limitación y falta de recursos económicos, materiales y humanos. Así, entre las soluciones barajadas, se propuso la creación de una Fiscalía Especial del Mayor, a través de la que agilizar los procedimientos.

Varios de los portavoces hablaron sobre los principales problemas a los que se enfrentan estas personas tras las altas hospitalarias, debido a la “nueva realidad del paciente”, que requiere de nuevos cuidados al existir un declive funcional del individuo debido a la enfermedad.

Informaron sobre un apoyo familiar “escaso o inexistente”, y sobre las barreras arquitectónicas de acceso o movilidad en las viviendas. Asimismo, denunciaron la ausencia de medios de transporte para personas con dificultades de movilidad, así como una falta de medios económicos que impide el acceso a recursos privados cuando no existe una cobertura pública, como pueden ser centros residenciales o ayudas a domicilio. Además, destacaron la dilación y el alto coste de los procedimientos judiciales.

Señalaron la importancia de que haya una competencia desde los Centros Concertados, para solicitar la Emergencia Social y no paralizarlas cuando sean iniciadas por Hospitales Generales, al ingreso del paciente en un centro concertado; solicitaron una mayor celeridad en los procedimientos de la Ley de

Dependencia, una mayor coordinación interinstitucional y permitir que, desde el Registro General de Dependencia y Discapacidad, los trabajadores sociales puedan presentar la documentación relativa a los pacientes ingresados en centros concertados, entre otras líneas a tratar.

Pidieron el apoyo de la Diputación del Común con el fin de tener en consideración estas y otras necesidades, y solicitaron una atención coordinada interdisciplinar y entre Hospitales Concertados y otras entidades, como Unidades Básicas de Salud o Centros Municipales de Servicios Sociales, entre otros. De igual forma, reclamaron intervenciones rápidas cuando lo requiera la situación, cuidados sanitarios y sociales de larga duración y a domicilio, y ayudas económicas para la adquisición de material.

Pusieron varias quejas en relación a cada uno de los aspectos tratados durante el encuentro, y Yanes aseguró que “se trata de un primer contacto” para empezar a trabajar en la mejora de estos servicios, y destacó la creación de la Fiscalía Especial de Mayores como un punto muy positivo a la hora de abordar cada una de las deficiencias detectadas.

 


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×