SOMOS LANZAROTE denuncia que el próximo Plan de Urgencias Sanitarias de Canarias condena a la isla a la “saturación y las peores ratios del Archipiélago”

A pesar de doblarse la media estatal de habitantes por servicio de urgencia, el Plan no contempla mejoras y ni siquiera asegura el servicio permanente del Consultorio de Tías

La presión sanitaria sería inasumible por los servicios más cercanos, Valterra y el Hospital, que ya están saturados

Lanzarote, 26 de mayo de 2016 .- La organización política Somos Lanzarote elevará al próximo pleno del Cabildo una moción en la que se insta a la Consejería de Sanidad Gobierno de Canarias a reformular el Plan de Urgencias Sanitarias que pretende aprobar el Ejecutivo, y del que ya se ha publicado el segundo borrador, al considerar que “condena a los centros y profesionales sanitarios de Lanzarote a convivir con la saturación y las peores ratios del Archipiélago”.

En dicho documento, en el que se reconoce que Lanzarote sufre las peores cifras en cuanto a servicios de urgencia de toda Canarias, no se explicita la permanencia del Punto de Atención Continuada (PAC) del Consultorio de Salud de Tías, con lo que solo Playa Blanca y Arrecife conservarían con seguridad servicios de urgencia en toda la isla, además del existente en La Graciosa. La preocupación ha sido traslada por parte de miembros de la comunidad sanitaria, quienes consideran no solo que se debe mantener dicho servicio de urgencias sino que se debe ampliar a uno más, dada la población sanitaria de la isla.

A juicio de la organización transformadora, esta situación resultaría “catastrófica” para la sociedad insular. En primer lugar, porque Lanzarote, con una población censada de más de 143 mil habitantes, podría quedar con solo dos servicios de urgencia extrahospitalarios, esto es, uno por cada 71 mil cada habitantes, cuando la media del Sistema Estatal de Salud está fijada en 24 mil. En la actualidad, contando Tías, la ratio está en 47.500 habitantes por servicio de urgencias, casi el doble de la media estatal, aun sin contar a la población turística.”Se trata de unas cifras impermisibles e impropias para una sociedad desarrollada”, afirma Tomás López, portavoz de Somos en el Cabildo.

En segundo lugar, porque se dejaría sin atención a una de las zonas más densamente pobladas de la isla, en donde además de una población residente de 20 mil habitantes (solo en el municipio de Tías), se cuenta con decenas de miles de visitantes que engrosan la población flotante.

Hospital y Valterra, saturados

Finalmente, apuntan desde Somos Lanzarote, dicha presión sanitaria sería inasumible para los servicios más cercanos, que son el hospital José Molina Orosa y el Centro de Salud de Valterra, que soportan ya algunas de las ratios más altas en número de pacientes atendidos a través de urgencias de toda Canarias, tal y como reconoce el propio documento que maneja la consejería. Así, el Molina Orosa soporta una presión en urgencias hospitalarias del 75,06%, frente al 52,2 % del Doctor Negrín, el 65% del Hospital General de La Palma o el 60,8 del Universitario de Canarias, en Tenerife.

Por su parte, Valterra atiende, con solo dos equipos médicos, a una media de 151 pacientes diarios a través del Servicio de Urgencias, uno de los datos más altos de toda Canarias.

“Con los datos que ofrece Lanzarote, y con los servicios de urgencias de Arrecife absolutamente saturados, en lo que debería estar pensado la Consejería de Sanidad, dirigida por el PSOE, es en poner en marcha cuanto antes nuevos servicios de urgencias en aquellas zonas de la Isla que en los últimos años de recortes han perdido cobertura sanitaria en este ámbito”, apuntan desde Somos Lanzarote. Sin embargo, “los profesionales se muestran alarmados porque parece que vamos hacia todo lo contrario, ya que en los planes del Gobierno de Canarias sigue aplicándose la tijera y ni siquiera queda claro si se mantienen las urgencias de Tías”, señala López.

Por estas razones, desde Somos Lanzarote se pide “unidad institucional” ya que consideran que la Isla “no puede soportar peor trato en un ámbito tan fundamental y sensible como es la sanidad, y aún más, en los servicios de urgencias”. “Se trata de unos servicios básicos que en ocasiones salvan vidas”, recuerdan.

Por ello, desde la organización asamblearia piden al Cabildo que traslade su preocupación al conjunto de las instituciones, incluyendo el ayuntamiento de Tías y los grupos políticos del parlamento de Canarias, para que haya un frente común y que Lanzarote, “en bloque”, defienda unos servicios sanitarios públicos cada vez más maltrechos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×