24 MARZO. Charla: “Por un mar limpio, paremos los vertidos”

Desde la Asamblea en Defensa de Nuestra Tierra queremos invitarles a la charla informativa y mesa de coloquio que tendrá lugar este sábado 24 de marzo a las 12.00 h del mediodía en la Librería El Paso ubicada en la calle San Clemente nº 10 en Santa Cruz de Tenerife bajo el título: “Por un mar limpio, paremos los vertidos”.

En la misma abordaremos la situación actual de los vertidos ilegales casi un año después de la llamada “crisis de la microalgas” además de ofrecer e intercambiar  información sobre alternativas de depuración sostenible ya existentes y que podrían ser aplicadas en Canarias.

Por último valoraremos la cuestión que subyace a la destrucción de territorio que acelera la destrucción de los escasos y valiosos ecosistemas que aún se conservan en el archipiélago.

Introducción a la Mesa-Coloquio del sábado:

El cierre sistemático de playas al baño por contaminación durante este invierno, pareciera no tener tanta importancia cuando no va acompañado de las llamativas manchas canelas de cianobacterias que asolaron nuestras costas este verano, favorecidas por los aumentos de temperatura del mar propios del verano. El tan mencionado Plan Hidrológico Insular que esgrimen las autoridades como solución a los graves problemas de vertidos ilegales y contaminación que se vienen produciendo en Tenerife durante décadas, demostrando una ausencia evidente de voluntad política por resolverlo, en realidad deja sin solucionar muchos de los puntos de vertidos sin depurar más controvertidos repartidos por toda la costa y denunciados reiteradamente por vecinos y asociaciones como los de Valle Guerra, Igueste de San Andrés, Güímar, Los Silos o El Rosario, entre otros muchos. Es decir seguimos con soluciones superficiales que solo pretenden maquillar de cara a la opinión pública un oscuro caso de corrupción y malversación sistemáticas en las instituciones canarias. Eso por no mencionar que las pretendidas soluciones que se han presentado desde los diferentes gobiernos -autonómico, insular y municipal- que parten de  una nula eficiencia a medio y largo plazo, suponiendo además un despilfarro de presupuestos públicos por no responder a necesidades colectivas bajo principios de sostenibilidad y redistribución reales y sí a la clara intención de proteger determinados intereses privados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×