Manifiesto de escritoras canarias

Nosotras, las escritoras canarias abajo firmantes, MANIFESTAMOS:

En pleno siglo XXI es inconcebible que, a pesar de la igualdad legal y de que las Instituciones públicas y privadas de las islas mantengan un discurso favorable hacia la igualdad de género, aún no exista una igualdad efectiva en la representación, visibilidad y reconocimiento de las escritoras canarias y de sus obras.

Estas instituciones públicas y privadas, con excepciones, hablan de igualdad de género pero programan actividades culturales en las que esa igualdad de género brilla por su ausencia. En conferencias, mesas redondas, ferias del libro, encuentros de escritores, celebrados tanto en las islas como en el exterior, las escritoras, o no estamos presentes o sólo hay una o dos, para cubrir la cuota “femenina”. Mientras que los escritores siguen acaparando la representación y manejando los hilos de la Literatura Canaria.

Debido a esta escasa representación se crea la falsa imagen de que no hay mujeres escritoras en Canarias o de que sólo somos unas pocas y de que nuestra autoridad y calidad no es la misma que la de los escritores.

Nosotras también escribimos libros: de relatos cortos, microficción, novelas, ensayo, poesía. Se nos edita menos que a los escritores, pero ahí estamos.

No formamos parte en igualdad de representación, salvo excepciones, en los jurados de los principales concursos literarios convocados en las islas. Tampoco se premian nuestras obras por igual; el premio Canarias de Literatura solo ha sido concedido a dos escritoras en sus 17 ediciones: a María Rosa Alonso, ex aequo con Juan Marichal López en 1987 y a Cecilia Domínguez en 2015.

Las escritoras canarias se estudian de forma insuficiente, marginal, en colegios, institutos ni universidades. Tampoco aparecemos por igual en Antologías de diversos géneros editadas en Canarias por instituciones públicas y editoriales privadas.

No se nos dedican tantas reseñas críticas ni ocupamos el mismo espacio en suplementos culturales que nuestros colegas escritores.

Y no es cuestión de calidad, las escritoras canarias escribimos con la misma calidad que los escritores: con la misma mediocridad o brillantez que ellos. Es cuestión de desigualdad, discriminación y machismo.

Por eso RECLAMAMOS el compromiso real y efectivo de Instituciones públicas y privadas: Gobierno de Canarias, ayuntamientos, cabildos, universidades (ULL y ULPGC), fundaciones públicas y privadas, Ateneos, Museos, Círculos de Bellas Artes, Academia Canaria de la Lengua, asociaciones Culturales y editoriales. Recordemos que las públicas, además, están obligadas por la Ley de Igualdad (1/2010). Y ambas por ética y justicia.

Asimismo reclamamos el cumplimiento de los siguientes puntos:

Paridad en la representación pública de las escritoras canarias en cualquier acto y actividad cultural relacionada con la Literatura: conferencias, mesas redondas, ferias del libro, etc, que se celebre en las islas o en el exterior.

Que se cumpla el artículo 26 del Capítulo 2 de la Ley de Igualdad que citamos a continuación:

1.Las autoridades públicas, en el ámbito de sus competencias, velarán por hacer efectivo el principio de igualdad de trato y de oportunidades entre mujeres y hombres en todo lo concerniente a la creación y producción artística e intelectual y a la difusión de la misma.

2. Los distintos organismos, agencias, entes y demás estructuras de las administraciones públicas que de modo directo o indirecto configuren el sistema de gestión cultural, desarrollarán las siguientes actuaciones:

a) Adoptar iniciativas destinadas a favorecer la promoción específica de las mujeres en la cultura y a combatir su discriminación estructural y/o difusa.

b) Políticas activas de ayuda a la creación y producción artística e intelectual de autoría femenina, traducidas en incentivos de naturaleza económica, con el objeto de crear las condiciones para que se produzca una efectiva igualdad de oportunidades.

c) Promover la presencia equilibrada de mujeres y hombres en la oferta artística y cultural pública.

d) Que se respete y se garantice la representación equilibrada en los distintos órganos consultivos, científicos y de decisión existentes en el organigrama artístico y cultural.

e) Adoptar medidas de acción positiva a la creación y producción artística e intelectual de las mujeres, propiciando el intercambio cultural, intelectual y artístico, tanto nacional como internacional, y la suscripción de convenios con los organismos competentes.

f) En general y al amparo del artículo 11 de la presente Ley, todas las acciones positivas necesarias para corregir las situaciones de desigualdad en la producción y creación intelectual artística y cultural de las mujeres”

Paridad en los Jurados de premios literarios celebrados en Canarias organizados tanto por Instituciones públicas como privadas.

Paridad en las ediciones de Antologías y compilaciones de obras de escritoras y escritores canarios editadas por instituciones públicas y privadas.

Inclusión obligatoria de las escritoras canarias y sus obras en los planes de estudio de colegios, institutos y universidades canarios.

Reconocimiento de las obras de escritoras canarias y de su trayectoria literaria mediante premios, actos de homenaje, adjudicación de nombres de calles en distintos municipios, monumentos y esculturas dedicadas a ellas y a sus obras, tanto en espacios públicos como privados.

Queremos visibilidad, reconocimiento y respeto de nuestros derechos, sin discriminación, ni ninguneo, ni indiferencia o diferencia de trato ante nuestro trabajo creativo.

Queremos que se nos trate igual que a nuestros colegas escritores.

Santa Cruz de Tenerife, 2 de diciembre de 2017

FIRMAS MANIFIESTO ESCRITORAS CANARIAS

Cecilia Domínguez Luis
Elsa López
María del Pino Berbel
María Teresa de Vega
Carmen de la Rosa
María Gutiérrez
Alba Sabina Pérez
Elena Villamandos González
Ana M. Velázquez Ramos
Izaskun Legarza Negrín 
Ana Vidal Pérez de la Ossa
Rosario Villalba de León
Maruja Salgado
Purificación Santana
Mase Legarza Negrín
Balbina Rivero
Karola Quintero González
Asunción Cívicos
Andrea Abreu López
Belén Lorenzo Francisco 
Elena Castillo Marrero
Ana Criado Peña
Margarita Santana
Luisa Chico
Ana María Beltrán
Maiki Martín Francisco
Virginia González Dorta
Felicidad Batista
Maribel Díaz
Alicia Llarena 
María Jesús Alvarado
Mayte Martín Martín
Antonia López Valera
Raquel Martín Caraballo
Nieves Rodríguez Rivera
Esther Arencibia
Julieta María Martín Fuentes
Ylenia Perera Perera
Soledad Martel Suárez
Ana Arminda García-Ramos del Castillo
Dunia Sánchez Padrón
Inma Flores
Zulia Parra García
Lucía Martín
Isa Guerra
Gloria T Dauden
María Luisa Ortega Leonardo
Rosy Robayna Campos
Sandra Franco
Tete Cabrera
Maite Lacave
Lourdes Isabel Montesdeoca
Zháradat Domínguez
Coca de Armas Fariña
Albertine Orleans
Elizabeth Luna López Caballero
Josefa María Márquez Díaz
Acerina Cruz Suárez
Yara Medina
YaizaAfonso Higuera
Covadonga García Fierro
Jessica Herrera Ojeda
Teresa Delgado Duque
Pilar Durán Cordero
Julia Toledo Gómez
Teca Barreiro
Laura Delgado
Fátima Martín Rodríguez
Rosario Valcárcel
Inmaculada Díaz Suárez
María Candelaria Pérez Galván
Gladys de Armas
Conchi Miranda Galván
Ana Navarro
Josefa Molina Rodríguez
Mónica Buaiz Cardoso
Yurena González Herrera
J Margarita Otero Solloso
NiraLlarena
María Valerón Romero
Marisol Ayala
María José Guerra Palmero
Kika Fumero
Judith Bosch
Jenny del Pino
Elizabeth Hernández Alvarado
Charo Guimerá
Jacqueline Cruz
Rosa Ramos Chinea
Lucía Rosa González
Ana Pérez Cañamares
Conchi Rodríguez Pérez
ChessieNan
Graciliana Montelongo
Kenia Martín Padilla
Elena Morales Jiménez
Cristi Cruz
Anabel Villoria
Olivia Falcón
Lourdes Hernández Hernández
Yolanda Rosa Díaz Jiménez
Julia Ortega Castellano
Gloria López Pereda

2 comentarios sobre “Manifiesto de escritoras canarias

  • el 31 octubre, 2018 a las 1:25 am
    Permalink

    Vamos a ver, para firmar un manifiesto de escritoras, antes hay que ser escritora. Señoras, que por unos renglones mal hilvanados, sembrados de leísmos, queísmos, dobles negaciones, anacolutos, ignorancia absoluta de las normas de puntuación y, sobre todo, colmados de superficialidad, nadie puede llamarse escritor o escritora. Que por autoeditarse uno un libro de desvaríos, no se es más escritor que el que los grita en una acera o en un frenopático, y que querer imponerlos en una escuela es simple y llanamente FASCISTA. Que no tienen ustedes derecho a exigir a nadie que ordene leer sus libros, ni a exigir a los cada día más perplejos lectores que los lean. Que me disculpen las escasísimas excepciones a esa regla, que alguna vislumbro entre tanta “presunta”.

    Respuesta
    • el 14 junio, 2019 a las 12:46 pm
      Permalink

      Estimado Malakh:
      Aprenda a leer. El manifiesto no exige que nadie lea las obras de nadie. Solamente que se mida con la misma vara de medir a los autores que a las autoras, que se dé el mismo grado de visibilidad a unos y a otras, atendiendo exclusivamente a la calidad de sus obras literarias y no a si tienen un pene o una vagina.
      Por cierto, entre las firmantes hay una Premio Canarias de Literatura, una Medalla de Oro del Gobierno de Canarias y varias escritoras que además de haber publicado nuestros libros en prestigiosas editoriales también somos filólogas, historiadoras, pensadoras o investigadoras. Así que no tenemos falta de ortografía. Entre las mujeres escritoras, al igual que entre los hombres escritores, siempre se pueden encontrar personas con más o con menos talento, y con más o con menos formación. Esa es la exigencia: que se nos valore con el mismo criterio. Usted no lo hace. Nos mete a todas en un saco y dice que somos unas mediocres que no merecemos nada. Es decir, es usted un machista y un imbécil. Saludos.

      Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×