¡Amanece! ¿Pero a qué amanece?

¡Amanece! ¿Pero a qué amanece?

Me falta tanta luz sobre lo iluminado

En este lugar sin par,

Y sin parar, me ilumina el amanecer, esto que quieren levantar.

Si yo creyera que es moto y no burra coja lo que nos quieren vender,

Si yo creyera que es bueno para todas las carteras,

Si yo creyera, y Creo, y ¡por eso me quedo con la playa entera!

Esto no lo hicieron con lágrimas de cemento,

Porque aquí no veo ni cabeza ni sentimiento,

Aquí me falta tanto corazón, y le sobra tanto dolor al mío,

Me sobra cemento y me faltan corazones de niños,

Como el del niño que proclamó: Tejita sí, tejados no!

Javier Guillén Guillén




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×